Brilló tierra oscura desde adentro y algo en mí le contestó sin palabras.

Cuando era chica vivía en un barrio al sur del Gran Buenos Aires, lo suficientemente cerca de Capital Federal como para que cualquier colectivo te llevara pero lo suficientemente lejos como para tener calles de tierra, ferias armadas en galpones de techo de chapa con la ropa impregnada del humo de las parrillas, las explosionesSigue leyendo “Brilló tierra oscura desde adentro y algo en mí le contestó sin palabras.”

Cuando pare de llover

“Solamente sacó los zapatos. Se lo había dicho una amiga. Que saque los zapatos, que los zapatos no se pueden volver a usar, que nadie puede caminar su vida de nuevo. Esas cosas que nos inventamos para darle un sentido a la nada.” Mercedes hace dedo en una ruta incendiada por el medio día ySigue leyendo “Cuando pare de llover”

Los accidentes

“Era un día helado, enterramos a la gata, después agarramos la caja y la prendimos fuego en el patio de atrás. A esas pulgas que escaparon de la tierra y del fuego las mató el frío.” Camila Fabbri estudió dramaturgia, actuación y narrativa. Escribió y dirigió obras de teatro, colaboró en medios gráficos y escribióSigue leyendo “Los accidentes”

Distancia de rescate

“¿Hay acaso algún apocalípsis que no sea personal?” Se abre un diálogo. Desde el comienzo percibo que pasa algo malo. Se siente en el tono de la conversación y en el uso de la tipografía. El que habla en cursiva me inquieta. Es imperativo y está impaciente. Amanda (sin cursiva) le responde. Complace sus exigencias.Sigue leyendo “Distancia de rescate”