Parar la olla: crónicas de encierro #3

Dicen que se necesitan 21 días para generar un hábito. Acercándonos a los cuarenta días de cuarentena, la mayoría de nosotros, consciente o inconscientemente ya se acomodó a la nueva rutina anti-covid 19. Sin embargo, en las periferias del aislamiento burgués están las historias que no logran encajar en la pandemia. Este es el lado B de la cuarentena.

Quienes nacimos en los noventa y empezamos a hacer uso de la conciencia civil después del 2001, estamos habituados a normalizar la ausencia del estado. También estamos acostumbrados a ver como asociaciones vecinales, ONGs y usuarios de redes auto-congregados, intentan subsanar estas ausencias. Yo misma he participado en equipos de asistencia social que gestionan changos de viandas calientes y salen a repartirlas por los “hot-spots” de la ciudad. ¿Qué pasa con estos grupos de auxilio ahora que no se puede estar en la calle? ¿Qué pasa con aquellos cuya casa es la calle?

foto CEDOC Perfil
Foto: CEDOC Diario Perfil

“Es obvio que no se puede homogeneizar una respuesta en torno a cómo se territorializa la cuarentena, pero a medida que se prolonga y pese al voluntarismo, los recursos se van acabando. Y esto sucede desde el día cero, porque se plantea el ‘quedate en casa’, pero ¿en qué casa? Entonces, ese concepto que quiere privilegiar la salud o la vida en función de otras variables en algunos hogares es más factible que se cumpla y en otros  ya falla desde el comienzo“, explica el padre Héctor Lascano a Diario Perfil.

Homogeneizar la cuarentena se refiere a tomar medidas que afecten a todo el país por igual, lo que resulta impracticable cuando se tiene un territorio tan heterogéneo, donde hay pueblos de frontera aislados de toda globalización que comparten medidas idénticas a las que deben seguir ciudades hiperpobladas, y aún en ellas, en las grandes urbes, la situación habitacional entre el centro y el conurbano difiere de forma abismal.

 

Pueden quedarse en casa aquellos que tienen una casa. Pueden lavarse las manos con frecuencia quienes cuentan con un servicio de agua corriente. Pueden mantener dos metros de distanciamiento social quienes no convivan con muchas personas en espacios reducidos. Pienso en los trabajadores informales, los “changarines”, los cartoneros. ¿Cómo se hace para aislarse cuando el sustento diario viene de la basura de otros?

La docente y escritora Dolores Reyes escribió, dentro de una crónica para Revista Anfibia: “En este momento, hacerle frente a un virus que te obliga a mantener distancia entre los cuerpos y a encerrarte en tu casita es extremadamente difícil porque nos pone la existencia a contramano. Nosotros sabemos abrazarnos en directo y la enfermedad nos obliga a ponernos virtuales sin los medios.”

t_151e45e5ee7e4894bff8378134086a05_name_completa
Dolores Reyes: docente y autora de ‘Cometierra’

Con esta nueva extensión del aislamiento obligatorio, anunciado ayer por la noche, quizás sea el  momento de repensar una cuarentena federal, editando las medidas en base a las necesidades de cada grupo social, de cada territorio. Que sean los gobernadores o los intendentes (o los líderes barriales) quienes aboguen por medidas que de verdad aseguren la sanidad de sus vecinos. Porque saludable, como define la Organización Mundial de la Salud, no es únicamente quien goza de un buen estado físico, sino también mental y emocional. Hay que tomar en cuenta la sensación de soledad, de abandono e incertidumbre, la carencia de tacto.

Es momento de ser inclusivos practicando la endogamia política. Si la globalización nos puso en este lugar, que sean las decisiones introspectivas la que nos saque.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s